Trabajo valorado.

Un ingeniero en sistemas fue llamado a arreglar una computadora muy grande y extremadamente compleja… Una computadora que valía 12 millones de dólares. Sentado frente a la pantalla, oprimió unas cuantas teclas, asintió con la cabeza, murmuró algo para sí mismo y apagó el aparato. Procedió a sacar un pequeño destornillador de su bolsillo y dio vuelta y media a un minúsculo tornillo. Entonces encendió de nuevo la computadora y comprobó que estaba trabajando perfectamente.

El presidente de la compañía se mostró encantado y se ofreció a pagar la cuenta en el acto.

– ¿Cuánto le debo? preguntó.

– Son mil dólares, si me hace el favor.

– ¿Mil dólares? ¿Mil dólares por unos momentos de trabajo? ¿Mil dólares por apretar un simple tornillito? ¡Ya sé que mi computadora cuesta 12 millones de dólares, pero mil dólares es una cantidad disparatada! Le pagaré sólo si me manda una factura perfectamente detallada que la justifique el monto.

El ingeniero asintió con la cabeza y se fue.

A la mañana siguiente, el presidente recibió la factura, la leyó con cuidado, sacudió la cabeza y procedió a pagarla en el acto, sin chistar.

La factura decía:

“Servicios prestados:

*Apretar un tornillo………… U$S 1 dólar.

*Saber qué tornillo apretar…. U$S 999 dólares.”

Para todos aquellos profesionales que día a día se enfrentan con la desconsideración de quienes por su propia ignorancia no alcanzan a entenderlos.

Anuncios

Científicos logran “hackear” un cerebro para extraerle información privada

Pese a parecer un concepto de ciencia ficción, un grupo de científicos de California hizo posible lo imposible, “hackear la mente”… con un objeto que puedes adquirir en las tiendas de tecnología.

Los investigadores de la Universidad de California y Oxford, encontraron una forma de extraer información desde la cabeza de una persona, tal como si fuera un banco de datos.

Ésto, lo lograron a través de un aparato que permite a los usuarios interactuar con su computadora por medio de ondas cerebrales y que cuesta alrededor de 300 dólares.

Según lo explicado por los investigadores, los sujetos que se ofrecieron para el experimento se sentaron frente a un computador que les mostró imágenes de bancos, personas y claves. Mientras tanto, ellos registraban las lecturas que emitía el cerebro, específicamente la señal P300, según publicó la CBS.

Dicha señal se hace patente cuando una persona reconoce un estímulo que tiene algún significado para ella, tal como un objeto, una persona o un número en particular. En base a esto, los investigadores lograron reducir la aleatoriedad de las imágenes, lo que les daba una oportunidad de averiguar las respuestas correctas.

Un cerebro humano real que se muestra en el interior de una caja de cristal, como parte de una exhbition interactiva.

De la misma forma, descubrieron que podían utilizar este método como detector de mentiras; pese a que es más eficiente que los sistemas normalmente utilizados para esta tarea, señalan que aún es vulnerable.

Esto sólo podría ser el comienzo de una nueva forma de fraude ya que los científicos afirman que una persona con la guardia baja podría ser “fácilmente enganchado”  en ” juegos mentales ” que camuflan el interrogatorio del usuario y hacer que se muestre más “cooperativo”.

También, al igual que con la electrónica de uso doméstico, “con la calidad cada vez mejor de los dispositivos, las tasas de éxito de los ataques probablemente van a mejorar.”

Me agarraría miedo si amasara una fortuna…

Jaja!

estoy impresionada!

Es increíble a lo que se puede acceder teniendo internet en casa!es una gran ventana al mundo,culturas,paisajes,etc.Desde que tengo la conexión hecha dedico(lamentablemente)mucho tiempo a la pc.Antes,por ej.,iba al gimnasio,a la plaza,a caminar.Ahora tengo el…aplastado en la silla MUCHAS HORAS!sí, me preocupa,pero no hago nada para cambiar eso y solucionarlo…